Foto del poema original Noche Triste

El Segundo Poema: Noche Triste

Puedo imaginarlos a los dos hablando. En una tarde-noche caraqueña, cuando el sol cae y se pone todo anaranjado. Ese calor pesado, uniendose con la tristeza de la despedida. Horas de risas y de cuentos, pero bien pendientes de la hora de su partida.

Noche Triste

Dedicado a Barbarita

Noche triste y despiadada,
de amarguras y de llanto,
noche en que hablamos tanto
por ser nuestra despedida.

Lejos te vas de mi lado
dejandome sollozante;
triste y desventurado
mi corazon ha quedado.

Nuestro amor fué repentino,
apasionado y sincero;
nuestros corazones se unieron
por mandato del destino.

Aunque distante te encuentres,
jamás podré olvidarte,
porque en mi alma han quedado
recuerdos inolvidables.

Te repito que te quiero,
que te adoro, te [palabra inentedible],
y que en tiempo no lejano
te encontraras a mi lado.

–  J.R.

Puedes leer el primer poema y de ésta serie aqui: El primer poema, Barbarita.